Entrada destacada

Milagro de primavera que gusta ser otoño

Los versos de Machado me han acompañado desde que era muy pequeño. Mi padre, utilizó este poema de Machado cantado por Serrat, para explic...

Mi primer retoño

Mi primer retoño
Este fue el primero de lo que espero sea una familia numerosa

miércoles, 12 de agosto de 2015

La primera "impresión" si que cuenta, si.

Como para mi siempre será el caso, al menos en cuanto a la impresión de una obra literaria.
Este libro de la foto, es un ejemplar que me regalaron de sorpresa mis queridísimos amigos Noe y Campu hace ya unos cuantos años, cuando decidieron reunir una serie de correos electrónicos que habían recibido desde Italia, donde estuve estudiando con una beca Erasmus.
Aquellos correos fueron el germen de este blog. Yo era (y creo que sigo siendo) un analfabeto funcional y un tipo de lo más analógico pero con una necesidad salvaje por escribir y contar a quien quisiera leerlo, todo lo que vivía y experimentaba pero eso si, a través de textos con mi filtro particular y las aportaciones de mi imaginación a la realidad.
Escribía dos o tres veces por semana unos correos donde me auto erigí en el reportero más dicharachero de aquella parte de Italia donde residía y por medio de unas "crónicas" o relatos les hacía llegar mis vivencias a muchos familiares y amigos a través del mail.
Fue otra de mis amigas quien me preguntó porqué no me abría un blog y al desconocer de que se trataba aquello y como hacerlo, tuve que esperar a mi regreso a España para ponerme manos a la obra (con ayuda en cuanto a la informática, eso si).
La mejor de las sorpresas llegó cuando mis amigos me hicieron entrega de este único ejemplar que se habían currado ellos mismos en cuanto a maquetación y edición, titulándolo con mi nombre de guerra de cuando entre otras cosas, pinchaba música en diversos garitos de la noche italiana, e incluso en un programa de radio local: DJ "Juantierasmus" (no porque tuviese nada en contra de estas becas, si no porque la cursé con casi 30 años ,me fui allí con la que entonces era mi novia, que estudiaba la misma carrera que yo y consiguió una beca idéntica a la mía y, decidimos convivir con italianos y no con otros estudiantes españoles, cosas estas que sumadas a mi necesidad de trabajar allí para ganar el dinero con el que me costeaba mis caprichos y vicios, me alejaba mucho del estudiante de Erasmus prototípico).
Este libro cuenta con un prólogo que he releído esta mañana y casi me ha hecho llorar (y sin casi) pues está escrito por los mismos amigos que lo editaron y cuenta con una alta dosis de cariño y de exaltación real de la amistad (esa exaltación que nace del corazón y no del exceso de alcohol).
El leit-motiv de los textos comprendidos en este ejemplar es el humor.
Una vez pasadas por el tamiz de mi forma de ser de aquellos tiempos, las vivencias personales llegaban a España casi como monólogos del club de la comedia.
La vida da muchas vueltas, hoy me falta mucho de aquel desparpajo pero conservo la amistad y el cariño de aquellos amigos que ya entonces me demostraban con cosas como esta cuanto me han querido siempre.
Y yo a ellos, como escribí no hace demasiado "Es mejor decir las cosas, más aún si las sientes".
No me avergüenza lo más mínimo.
Hoy por hoy tengo que agradecerles entre otras cosas el que al imprimir aquel ejemplar despertaran en mi el deseo de trasladar mis creaciones literarias al papel impreso y un afán de superación en cada texto escrito, que en la actualidad sigue vigente.
Por eso estoy tan pesado con "Temporada de setas" quiero que el resultado final esté a la altura de lo que esperan todos los lectores  a los que de una forma u otra llegan mis historias.
Puede que salga en octubre como había prometido, puede que más tarde.
Ya no tengo prisa para nada en esta vida. Las prisas son un feroz enemigo y no acostumbran a desembocar en nada bueno.
Noe...Campu...muchas gracias one more time, nos veremos pronto.

No hay comentarios: