Entrada destacada

Milagro de primavera que gusta ser otoño

Los versos de Machado me han acompañado desde que era muy pequeño. Mi padre, utilizó este poema de Machado cantado por Serrat, para explic...

Mi primer retoño

Mi primer retoño
Este fue el primero de lo que espero sea una familia numerosa

sábado, 30 de mayo de 2015

Si Meucci y Bell levantasen la cabeza

Seguro que estos dos ingenieros que terminaron tirándose los trastos a la cabeza y empantanados en mil batallas legales por la autoría y patente del teléfono nunca se dieron cuenta de lo estrechamente relacionado que terminaría estando su aparatito con el amor.
Hoy en día es sorprendente lo bien que funciona el teléfono y las ofertas de las distintas compañías, si  utilizamos esto como metáfora para hablar de amor aunque claro,las compañías ya solo buscan ser las mejores y forrase el lomo con este invento .
Sin ir más lejos mi vida sentimental daría para un nuevo anuncio de mi idolatrado Macaco que casualmente utiliza su tema Love is the only way para promocionar a Orange.
Recuerdo que cuando empecé con esto del amor era como tener un teléfono de tarjeta.
Con cada relacion adquirías un saldo determinado y a veces se te acababa el saldo sin darte cuenta, intentabas hacer una recarga que te duraba X tiempo, o directamente cambiabas de tarjeta buscando la que mejor te saliera para hacer llamadas o escribir mensajes.
Ya más mayorcito comenzaron los contratos y aunque todas las compañías te prometían el oro y el moro, al final terminabas cambiándote de una a otra con la penalización correspondiente en el alma al hacer la portabilidad.
Lo peor era que en algunos cambios llegabas incluso a perder el número, que es la metáfora perfecta de tu idiosincrasia personal y tu identidad y de repente los amigos o la familia no acaban de reconocerte por mucho que llamaras.
También era duro vivir que de pronto la propia compañía te había instalado un servicio de multiconferencia o llamada a tres, por lo que aparecía otra voz que se metía en tus conversaciones, ocupaba la linea de tu pareja y terminaba por contratar un "dúo" con ella dejándote fuera pero os aseguro que a veces es mucho mejor estar incomunicado que mal conectado.
Uno se pone como un "Simio" y se pone "Orange" a base de temer la aparición de cualquier "PepePhone" o termina harto de la "tarifa León" cuando debería haber sido más "Ardilla" y haber sabido guardar para el futuro. No todas las noches cubren mis cielos de estrellas por lo que terminé renunciando a "Movistar" enamorado por costumbre.
A lo largo de la vida, buscas aquella con la que aunque no firmes una "permanencia" eterna crees que la comunicación será perfecta y nunca tendrás problemas de cobertura por mucho que peligre tu integridad emocional si te caes de su red.
No he necesitado nunca tener el terminal más moderno ni el más bonito, soy consciente de mis limitaciones y sé que como terminal soy  más clásico que funcional pero sirvo para hacer llamadas que es lo importante y no se me acaba enseguida la batería,  como a estos espectaculares armatostes de última generación.
Además que coño, de pequeño era feliz jugando con una amiguita a comunicarnos con dos envases de yogurt vacíos unidos por un hilo muy largo y nos decíamos bobadas de un yogurt al otro.
Lo de los terminales son modas y como todas las modas, van pasando muy deprisa y hay que tener en cuenta que la belleza está en el interior.
Nunca he terminado de entender eso de las ondas pero creo que son la expresión física de los latidos del corazón y mientras no se pare habrá posibilidad del establecimiento de llamada.
De momento y en un tiempo me parece que tengo un verdadero problema de conexión y tendré que enchufarme al cargador para recuperar toda la carga, así que estaré apagado o fuera de cobertura hasta que de con la interlocutora adecuada.
No pienso firmar con una nueva compañía porque aun me están reclamando facturas de compañias anteriores que ya estaban más que saldadas pero que si no termino de solucionar el problema, amenazan con incluirme en una lista pública de morosos.
El amor, como la energía, ni se crea ni se destruye, se transforma.
Os dejo que tanta metáfora me ha sobrecargado el sistema y tengo que actualizar la aplicación o me borrará todos los datos.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Piensa que con no goger la llamada o colgar a tiempo tendrás muchos problemas solucionados.
Seguro que un montón de veces te han llamado y estabas "comunicando" ya que estás utilizando este tema como metáfora aplicate lo de "comunicar" cuando te llaman o devuelve la llamada al colguar despues de la última "conversación"

lacantudo dijo...

Vaya, veo que se te da bien jugar con esto de las metáforas, seas quien seas, escribir así de bien merece algo más que un simple "anónimo".
Soy de devolver las llamadas no lo dudes, pero la mayoría de ellas llegan con "número oculto" y creo que la confianza es la más importante entre dos personas que se "llaman".
Gracias por leerme y por participar.